PINTURA DE HISTORIA Y COSTUMBRISTA


RETRATO DE FAMILIA
Valeriano Becquer (1833-1870)

En la sala destaca el "Retrato de familia" pintado por Valeriano Domínguez Becquer (1834 - 1870), hermano del célebre poeta Gustavo Adolfo Becquer. El cuadro fue adquirido a la familia del pintor en 1921. El artista ha conseguido captar magistralmente el ambiente de una escena familiar de época isabelina.

La llamada pintura de historia fue tema casi obligado en las Academias de Bellas Artes, en los concursos oficiales y en las Exposiciones de Bellas Artes de la segunda mitad del siglo XIX. El tema había surgido en época neoclásica guiado por la atracción hacia la historia clásica. Más tarde interesaron episodios de la historia propia del país e incluso local. El pintor madrileño Alejandro Ferrant (1843 - 1917), obtuvo primer premio en el Certamen celebrado por la Academia gaditana (1) con su obra titulada "Acción de armas de los gaditanos contra los moros". En él, se relata el episodio en el que unos piratas berberiscos son sorprendidos por los gaditanos en una playa cercana a la ciudad. A la derecha a caballo, Pedro de Obregón, Corregidor de Cádiz, quien dirigió personalmente la acción.

De gran interés iconográfico y de grandes dimensiones -4x5m- es el lienzo que representa "La Junta de Cádiz de 1810", pintado por el gaditano Ramón Rodríguez Barcaza (1827 - 1892). En él se rememoran los acontecimientos ocurridos en Cádiz en febrero de dicho año cuando el pueblo fue intimidado para que se rindiera a las tropas napoleónicas. Se representa la fachada del Ayuntamiento de Cádiz durante el histórico acto de respuesta negativa a propuesta de rendición. Este lienzo fue premiado en la Exposición de Bellas Artes de 1868 organizada por la Academia gaditana (2).

El Certamen convocado por la Academia en 1894 con el tema "Julio Cesar ante la estatua de Alejandro en el templo de Hércules en Cádiz" fue ganado por el pintor, nacido en Vejer, José Morillo (1854 - 1920) (3).

Paralelamente a la pintura historicista surgió el naturalismo. La pintura naturalista se caracterizó por la adopción del tema costumbrista. Los pintores, en un evidente intento de acercar la pintura a la vida real y a un tiempo propia, utilizaron el costumbrismo con un sentido cada vez más realista despojado de los efectismos románticos.

Entre las obras de pintores sevillanos, destaca en la sala "El Rosario de la Aurora" firmado en 1882 por José García Ramos (1852 -1912). Este cuadro ingresó en el museo en 1964 formando parte del legado "Martínez de Pinillos". En él, se relata, con evidente gracia y suelta factura, el desenlace del encuentro de dos típicas cofradías sevillanas de rosarios matinales.

En la Exposición de Bellas Artes celebrada en Cádiz en 1894, se adquirieron para el museo (4) dos obras de pintores costumbristas sevillanos. De José Jiménez Aranda (1873 - 1903) el titulado "Buenas Noches" y de Gonzalo Bilbao (1860 - 1938), un busto de una cigarrera presentado a la citada exposición con el título de "Gracia".


AZOTEA GADITANA
Pérez Sigimboscum (1841-1909)

La pintura gaditana , al adoptar la estética naturalista, inició un período de revitalización que culminó en la pintura del primer tercio del siglo XX. El proceso hasta llegar al realismo no fue rápido ni fácil. La Academia de Bellas Artes de Cádiz, elemento dinamizador del arte en la ciudad, había tenido su origen en la Escuela de Nobles Artes fundada en 1785 por ilustrados gaditanos. Había nacido neoclásica en la teoría y con un claro gusto academicista que le sería difícil abandonar. A finales del siglo XIX, el gusto artístico de la ciudad estaba todavía sumido en el academicismo. por esas fechas, el pintor José Morillo residía en París a donde había marchado pensionado en 1877. De vuelta a Cádiz en 1885, entró a formar parte del profesorado de la Escuela significando una clara renovación de la estética gaditana. Su obra evolución desde la pintura historicista -"Julio Cesar...."- y de "casacón" - "Estudio de pintor"- hasta lienzos como el aquí expuesto "Espera al calor del brasero", en el que observamos una clara aproximación al la estética naturalista. El tema llamado de "casacón" triunfó en el París de final de siglo Eran obritas de pequeño tamaño que representaban personajes vestidos a la moda del siglo anterior. Estaban realizados con fáciles efectos de habilidad y retórica, muy del gusto de la burguesía de la época que se iniciaba en coleccionismo de obras de arte.

Eduardo Vassallo (1868 - 1932) fue alumno de Morillo. Vemos su influencia en la tabla adquirida en la Exposición de Bellas Artes de 1896. Se titula "Quien supiera escribir" y esta inspirada en la conocida poesía de Campoamor que comienza: "Escribidme una carta Señor Cura..".

Introduciendo el cambio hacia el estilo realista, se exponen los paisajes del pintor belga, establecido en España, Carlos Haes (1828 - 1898) La inspiración para crear sus paisajes la buscaba directamente del natural. Sus Paisajes se alejan de las idealizaciones subjetivas de los paisajistas románticos.

1.- Libro de Actas de la Academia de Bellas Artes de Cádiz, Junta de 26 de agosto de 1868.

2.- Idem, Junta de 13 de agosto de 1868.

3.- Idem, Junta de 26 de agosto de 1894.

4.- Idem, Junta de 5 de marzo de 1896.

Volver a Página Anterior
Volver a Página Índice de Museo
Volver a Página Índice